top of page
  • Foto del escritorAnderson Chicon

¿Cómo Establecer una Estrategia de Precios para tu Nuevo Negocio?


Determinar el precio adecuado para tus productos o servicios es esencial para el éxito de tu negocio. Una estrategia de precios bien pensada puede ayudarte a posicionar tu marca, atraer a tu público objetivo y, por supuesto, generar beneficios. A continuación, te ofrecemos una guía para establecer una estrategia de precios efectiva para tu nuevo emprendimiento.





1. Análisis de Costos:

Antes de establecer cualquier precio, es crucial entender cuánto te cuesta producir o adquirir el producto o servicio que ofreces.

  • Costos Fijos: Son aquellos que no varían independientemente del volumen de producción, como el alquiler o salarios.

  • Costos Variables: Cambian en función de la cantidad de productos que produces o vendes, como materiales o comisiones.

Conociendo tus costos, puedes determinar el punto de equilibrio y asegurarte de que, al menos, cubras tus gastos con el precio establecido.


2. Investigación de Mercado:

Es fundamental conocer el mercado en el que te encuentras. Esto incluye entender a tus competidores, a tu público objetivo y las condiciones generales del mercado.

Competidores: Investiga cómo están posicionados y qué precios manejan. No se trata de copiar, pero sí de entender la estructura del mercado.

Clientes: ¿Qué están dispuestos a pagar? Realizar encuestas o entrevistas puede ofrecer una visión clara de las expectativas de precio de tus clientes potenciales.


3. Posicionamiento de Marca:

El precio puede decir mucho sobre tu producto. Si estableces un precio alto, esto puede transmitir una imagen de lujo o alta calidad. Un precio más bajo podría atraer a un mercado masivo, pero también podría percibirse como de menor calidad.

Decide cómo quieres que el mercado perciba tu producto y establece un precio coherente con esa imagen.


4. Estrategias de Precios:

Existen diversas estrategias que puedes considerar, entre ellas:

  • Penetración de mercado: Establecer precios bajos al inicio para atraer a una gran cantidad de clientes y luego aumentarlos gradualmente.

  • Descremado o skimming: Establecer precios altos al inicio, generalmente para productos innovadores, y reducirlos con el tiempo.

  • Precio de Costo-plus: Sumar un margen de beneficio fijo al costo de producción.


5. Flexibilidad y Pruebas:

El mercado es dinámico, y lo que funciona hoy podría no hacerlo mañana. Es fundamental estar dispuesto a ajustar tu estrategia de precios según las circunstancias. Además, considera realizar pruebas A/B con diferentes precios para evaluar cuál es el más efectivo.


6. Consideraciones Psicológicas:

La forma en que se perciben y se reacciona a los precios no siempre es racional. De hecho, la psicología juega un papel fundamental en cómo los consumidores valoran y responden a los precios de los productos y servicios. Aquí exploramos con mayor profundidad las consideraciones psicológicas a tener en cuenta:


  • Precios con Encanto: Como mencionamos anteriormente, establecer un precio de $9.99 en lugar de $10 puede parecer una diferencia mínima, pero la realidad es que muchos consumidores perciben $9.99 como significativamente más barato que $10. Este efecto es conocido como "precios con encanto", y se aprovecha de la tendencia del cerebro a dar mayor peso al primer número que ve (en este caso, el 9).


  • Precios Anclados: La primera cifra que ve un cliente puede actuar como un "ancla", influyendo en cómo se perciben otros precios. Por ejemplo, si ves un reloj por $500 y luego otro por $200, es probable que el segundo te parezca una ganga. Sin embargo, si hubieras visto primero un reloj de $100, el de $200 podría parecerte caro. Las empresas a menudo usan esta táctica colocando productos premium junto a opciones estándar para hacer que estas últimas parezcan más atractivas en precio.


  • Comparación y Contraste: Al ofrecer múltiples opciones de un producto, puedes dirigir a los clientes hacia una elección específica haciendo que parezca una mejor relación calidad-precio. Por ejemplo, si tienes tres suscripciones con precios de $10, $20 y $50, y la mayoría de las características del de $20 están también en el de $50, muchos clientes optarán por la opción de $20 viéndola como una mejor oferta.


  • Efecto de la Decoy (Cebo): Es una táctica relacionada con la anterior. Se introduce un producto o servicio que no se espera que la gente compre, pero su principal propósito es hacer que otro producto (el objetivo) parezca más atractivo. Por ejemplo, si ofreces tres tamaños de palomitas de maíz en un cine – pequeño por $3, mediano por $6.50 y grande por $7 – el tamaño mediano actúa como un cebo para empujar a la gente a comprar el grande por solo $0.50 más.


  • El Efecto de la Redondez: Los precios redondos (por ejemplo, $100 en lugar de $99.87) suelen ser más fáciles de procesar para el cerebro y, por lo tanto, se perciben como más honestos y directos. Esto puede ser especialmente efectivo en contextos donde la confianza es esencial, como en productos de lujo o en grandes inversiones.


Conclusión:

Establecer una estrategia de precios para tu nuevo negocio no es una tarea que deba tomarse a la ligera. Es una combinación de análisis, investigación, y un poco de intuición. Al seguir estos pasos, te posicionas en una situación ventajosa para maximizar tus ingresos y asegurar el crecimiento sostenido de tu emprendimiento.

38 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page